stopIn itinere : Expresión latina que significa “en el camino”.

Accidente in itinere se usa con referencia a los accidentes laborales que se producen mientras se va o se vuelve del trabajo.

Desde hace tiempo, resulta lógica la elevada probabilidad de que se produzca un accidente en el trayecto comprendido desde que salimos de algún sitio (no tiene por qué ser nuestra casa aunque convendría justificarlo) hasta que llegamos al lugar donde nos incorporamos a nuestro puesto de trabajo.

Este tipo de accidentes (accidentes in itinere), si tenemos en cuenta la cantidad de desplazamientos diarios que se producen, han pasado a formar una parte muy importante en cuanto a volumen, de las listas de accidentes laborales, pues así se consideran.

Para que se produzca – y se reconozca- el accidente in itinere, se han de cumplir una serie de reglas, más o menos previstas jurisprudencialmente y que no dejan de aplicar la lógica al fin y al cabo (sin que sirva de precedente).

Así, el modo de realizar el desplazamiento (medio de transporte utilizado…andando, corriendo, en coche, en moto, transporte público…) y la finalidad de éste, ha de ser la de ir a trabajar, sin que haya duda alguna, claramente ha de realizarse para incorporarse al puesto de trabajo que (evidentemente) además debe estar en relación con el horario normal de entrada o salida del mismo y siguiendo un itinerario lógico para el fin previsto (la incorporación a la jornada laboral).

Hay que tener en cuenta que es el trabajador quien ha de demostrar que el accidente se ha producido in itinere, y por ello es un accidente laboral, por eso conviene recalcar que debe quedar muy claramente fijado que éste se ha producido en el trayecto (sin grandes desvios) y con ocasión de la incorporación al trabajo (sin grandes retrasos).

Escrito por

CONSULTAR