stop.gifYa se ha publicado el real decreto que reduce el límite de velocidad a 110 kilómetros por hora para turismos y motocicletas en autopistas y autovías, que se hará efectivo a partir de las 6:00 horas de lunes 7 de marzo de 2001.

Esta reducción se justifica por motivos diferentes a los relacionados con la siniestralidad, en este caso, la reducción del consumo de energía y consecuentemente, el ahorro económico para el consumidor.

El real decreto asegura que la actual coyuntura internacional y la evolución (al alza) del precio del petróleo ponen de manifiesto la necesidad de adoptar medidas encaminadas a la reducción del consumo de combustible.

Este es el (dudoso) razonamiento básico para justificar la reducción del límite de velocidad de 120 a 110 kilómetros por hora, una medida que, según el texto, se aplicará transitoriamente en atención a los resultados obtenidos.

Independientemente de que la polémica está servida, en el sentido de que existe una razonable sospecha de que esta limitación pueda servir como una forma original y sui-generis de recaudación (por sanciones), no conozco a nadie que, comprobando el consumo medio del vehículo me haya dicho que gasta menos combustible a 110 kms. por hora que a 120. (Si haceis la prueba contádmelo)

Por el contrario todos los comentarios apuntan a que, salvo que el coche sea como los de “cuéntame cómo pasó“, se incrementa el consumo manteniendo esta nueva velocidad limitada.

Habrá que esperar a julio para ver los resultados en la práctica, y si son positivos, a lo mejor el límite cae a los 80 kms por hora para ahorrar más, o nos invitan a todos a montar en bicicleta que es muy sano y para eso se han hecho muchos kilómetros de carril bici.

Escrito por